6 de mayo de 2012

CAMAS VACÍAS


 Maria.... Hugo..... podéis volver con vuestros compañeros. Hoy no es vuestro dia.

María se lleva las dos manos a su boca, juntándolas mientras mantiene ésta abierta y los ojos estirados. No dice nada. Hugo está nervioso, no sabe que decir, se abraza a Ales pero no le dice nada. Le da un abrazo frío a Dani, y le desea suerte. En el trayecto hasta el salón, no cruzan palabra. No le salen las palabras. Se abre la puerta y le salen a su encuentro, se abrazan. Silencio. La espera se hace larga, tensa. Algo se les pasa por la cabeza que les impide articular palabra. Pepe le coge la mano a Sindi mientras mira de reojo a Hugo. Éste permanece callado, con la cabeza hacia abajo sin saber lo que decir ni lo que hacer. Siente una sensación agridulce, está contento pero no lo parece. Algo le preocupa.

Oyen ruidos desde el jardín, alguien se acerca, se levantan todos de golpe. Es Dani, quien aparece con una sonrisa contenida. Le abrazan todos. El rostro de Hugo parece desencajarse, se lleva las manos a la boca. A Pepe se le ha congelado la sonrisa. Enhorabuena, le dice, estás bien?. Qué subidón, recibe como respuesta. Todo parece pararse tras unos primeros minutos de desconcierto. Hugo mira hacia la puerta, pero nadie aparece. Pienso que no se lo puede creer, piensa que no puede ser. El ambiente está tenso, sobrevuela un halo de tristeza, de orfandad, se siente que falta alguien. No pueden pensar más allá, ni mirar hacia atrás, el tiempo se ha detenido y no saben lo que hacer.

Ales.... ¿cómo estás?. Un poco nervioso. No lo estés, Gran Hermano siempre es imprevisible. Sonríe nervioso. No te hago perder más tiempo, debes subir a la furgoneta, te espero aquí. Hasta ahora.

Es una sensación de vacío. No quiere mirar atrás, no escucha las palabras reconfortantes de su redactora, no puede evitar mirar a través de los cristales y ver esa extraña oscuridad que le aleja de la casa. No quiere mirar atrás. Está emocionado, un poco nervioso. Triste. Al final accede, y la escucha, le tranquiliza, le hace prometer que se relaje y le recuerda que todo va a salir bien, que lo mismo se sorprende. Qué habrá querido decir. Ha dejado atrás muchas cosas, oye por enésima vez que no tenga miedo, que esté preparado para algo bueno. Como puedo estarlo, estoy paralizado, bloqueado, ausente. Me gustaría volver hacia atrás. Me siento solo.

La cena es fría, sin apenas palabras. El silencio es tenso. Ha sido un palo, del que parecían no estar preparados. Sindi bromea con Dani, se le ve exultante pero nervioso, como culpable, pero no puede impedir exteriorizar su alegría, necesita desahogarse, saltar, gritar, pero algo se lo impide, no puede. El ambiente está tenso. Pepe lleva un buen rato en Londres y no parece muy hablador. Hugo está sentado junto a María, pero no abre la boca, está pensativo, parece perdido. Son uno menos, pero parece que se han ido tres de golpe. Existe la sensación como si la casa se hubiese quedado vacía.

Los aplausos ni los oye, parece eclipsado, no entiende nada. Le habla y le habla, pero está nervioso. Apenas se entera de nada, empieza monosilábico y es cuando entonces la ve, a lo lejos, sin dejar de mirarle, está llorando pero feliz, siente como si quisiera decirle algo, ahora se siente mejor. Cómo necesitaba ver a su madre. No puede evitar dirigir la vista hacia ese punto de la grada, le da seguridad, tranquilidad. Le hace sentirse mejor. Todo lo demás vuela a la velocidad de la luz. Qué extraño todo, me vuelvo, pero cómo. No puedo pensar en eso ahora, no estoy bien. Ya lo imaginaba, estoy superado, esto es demasiado. Me vuelvo otra vez, pero no podré verles?. Tengo a Noe. No quiero pensar. Me vuelvo indiscretamente hacia ella de nuevo, está preocupada. Como me tranquiliza mirarla. Tranquila pienso, y necesito que ese pensamiento le llegue a través de mi mirada. Todo irá bien. No te preocupes. En un solo segundo me acuerdo de ellos, los estoy viendo, me rìo, y me acuerdo de ellos. Se me ha puesto un nudo en la garganta, hace una hora que no los veo y ya los estoy echando de menos. Cómo estarán. Qué harán. Qué estarán haciendo, cenando, en la radio, acostados, esperando....

 Les enfoca la cámara. Los gestos están serios aunque hacen un esfuerzo. Parece una falsa despedida, parece raro, los ojos vidriosos, se alegran de verle, no se lo pueden creer. Les ha dejado tocados volver a verlo. Pasan unos minutos interminables y esa sensación de vacío parece que no les abandona, se mantiene. Nos enfoca la cámara al jardín, con Pepe solo, pensando. Dani se le acerca. Cómo estás Pepe?. Bien, le miente. Cómo ha sido?. Ha sido muy rápido, más que otras veces, nos ha preguntado si estábamos preparados, ha dicho vamos allá, y bueno, me ha dicho que os diga que os quiere, que os va a echar de menos, me ha dado tristeza, pero parecía tranquilo.

 Apagan las luces, Hugo mira hacia el techo, Pepe recostado de lado no hace más que darle vueltas a la cabeza. Hay en el fondo una cama vacía. Hugo la mira una y otra vez, no puede dormir. Se levanta, no hay nadie. No está. No puede ser. Pepe se levanta, y se dirige hacia el salón, no puede dormir. Se sienta en el sofá, tapado con una manta y dirige su mirada hacia la puerta como esperando a que se abra. Mantiene la mirada perdida, está serio, se le nota jodido, afectado. Hugo no para de dar vueltas, ahora permanece con las manos bajo la nuca, acordándose de él. Ya le está echando de menos, como estará, con Noe, seguro, y no puede evitar una triste sonrisa. Se está acordando de él. No tiene sueño. Pepe regresa hacia su cama, no puede evitar mirar hacia esa cama vacía, percibe a Hugo despierto pero no le dice nada, no hace falta. De nuevo entre las sábanas repasa todo lo que ha pasado, y piensa en mañana. No puede ocultar sus lágrimas, le echará de menos, ya le está echando de menos.

No puedo dormir, piensa Hugo, no quiero dormir y levantarme mañana y no verlo aquí. Pepe, piensa igual, en los ratos vividos, qué pasará cuando salgan, se siente vacío. Yo le apreciaba, cómo puede ser. Nos ha dejado y yo no entiendo nada.  No puedo dormir. Hugo, está jodido, y ahora esto, piensa. Tampoco puede dormir. No quiere dormir, siente, piensa al lado de esa cama vacía.

4 comentarios:

mavi dijo...

Precioso Balzac, y es como si lo hubiera visto, vivido.

Y algo que me cuesta entender, es que después de casi 4 meses dentro de la casa, de los tres mosqueteros, hay uno, que no es querido, le prefieren a Maria que a él, y por encima de los dos a Dani.

Y no, no lo comprendo, ellos le echarán en falta a Alex, pero yo les quiero a los tres, y también quiero a Pipi, a todos ellos con sus luces y sus sombras.

Y menos, mucho menos a Dani y a Maria, por entrar más tarde, por entrar resabiados, por su abuso por la información que llevaban en su maleta.

Los concursantes son estos que se han dejado la pel ahi dentro. Ese Hugo, que luchó con sus sentimientos, pero que por narices, las dos veces que entró Maria, se la metieron en su cama, que no sabe como son sus sentimientos, que no sabe, si lo que vive, ahí es la verdad y lo de fuera es un sueño, o por el contrario, el sueño lo está viviendo dentro. Ese Alex, que para que nosotros nos divertamos, le van a poner unos videos, que no tienen nada que ver son su paso por la casa, que son videos, de "otra", que esperan de él, unos que reniegue de esa que ha sido dentro de la casa, su gran apoyo, su gran amiga, y nunca su novia, y otros que le abra los brazos, y que entre de nuevo en su mundo. Haga lo que haga, nunca será a gusto de todos. Pobre Alex. Y Pepe, que es el que menos ha puesto en el asador, que ha sabido separar sus sentimientos, que ha sabido distinguir en todo momento donde está. Es el que menos va a perder cuando salga, ya que es el que menos ha apostado.


y sindi, o Pipi, que ha tenido que romper una relación en directo, que les han hecho desnudarse, ¿a Pepe que video le pondrán, el de Pipi, declarando practicamente sus sentimientos hacia Pepe, con Marta?.

Ellos, son a los que quiero dentro, después de 4 meses, de alegrías y tristezas, son los que me han ganando el corazón.

Un saludo.

Anónimo dijo...

Todo muy posible menos lo de "Pepe le coge la mano a Sindi". Tal y como están las cosas veo más probable que el payaso tartero gane esta edición que que eso ocurra.

May dijo...

No había visto esta entrada, pero me ha parecido genial.

Enhorabuena Balzac!!!!! Muchas gracias por emocionarnos, incluso cuando lo que cuentas, aún no ha sucedido.

Ojala, sea tal y como lo cuentas.

Chocolate dijo...

Qué bonita entrada!

La verdad es que a todo el tema este del dale la vuelta yo le veo cosas interesantes, pero a la vez hay otras que no me gustan como el hecho de que les engañen y les descoloquen tanto, que les impidan jugar el juego además... No sé, veremos!

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.